11011553 729974563801617 3749722474610097557 n

Eran las seis de la mañana cuando hombres armados interrumpieron la tranquilidad de su hogar, Alejandra Balvin tenía tan solo 13 años y a su corta edad tuvo que presenciar como los paramilitares, sacaban a su padre de la casa, “con voces fuertes preguntaron “Se encuentra Hernando Balvin”, entonces el decidió salir y ahí lo obligaron a asistir a una reunión, nos dijeron que regresaba en la tarde, pero nunca llegó” relata.

Pasaron las cinco de la tarde y Hernando no regresaba, fue entonces cuando la angustia de saber qué había pasado, indujo a su esposa Amparo Cano y a  sus hijos a salir a buscarlo, pero lo único que encontraron fue una  amenaza contra sus vidas “Mi mamá empezó a averiguar en el sector con la gente y dos hombres le dijeron que no preguntara más, que si no le pasaba lo mismo que al esposo, también le decían que nos daban 24 horas para salir de la casa”.

Tras esa fuerte amenaza la familia se tuvo que desplazar, fueron días de dolor e incertidumbre al no tener noticias de su ser querido, pero lo que no sabía la familia Balvin Cano, es que ese no sería el único suceso que debían afrontar. Cuatro años más tarde de la desaparición de Hernando de Jesús Balvin, Alejandra y su madre tuvieron que vivir la desaparición de su hijo y hermano Adonis Balvin.  

Fue el 6 de Marzo de 2006 Adonis Balvin fue desaparecido cuando se encontraba en la casa de su esposa junto a su pequeño hijo, obligado a irse con dos hombres que llegaron a la vivienda donde residía.

Desde ahí Alejandra y su madre decidieron emprender una búsqueda e ingresar a un movimiento llamado Madres de la Candelaria, donde comenzaron con lucha de la búsqueda de la verdad de lo sucedido con sus familiares desaparecidos por los paramilitares.

Encontrarse y ver a Alejandra es llenarse de vida, de esperanza, de fortaleza. Ella a pesar de tantos años de dolor y sufrimientos, siempre dibuja una sonrisa en su rostro, típica de su personalidad jocosa que ha sabido sobreponerse a las adversidades, una sonrisa cargada de resistencia, pero sobre todo de perseverancia y lucha por querer encontrar la verdad, encontrar a su padre, a su hermano. Es tal vez esa fortaleza lo que le ha permitido ser la líder que es hoy, le ha permitido además recorrer de la mano de su madre este camino doloroso de la Desaparición Forzada. Las dos, Alejandra y su madre Amparo Cano hacen parte del Colectivo de Mujeres Caminando Por la Verdad, allí han podido sentir que no están solas, que muchas mujeres como ellas también están dando esta batalla.

Son trece años de la desaparición de su padre y nueve de la de su hermano, son años de incertidumbre y dolor sin saber dónde se encuentran sus familiares, son años de esperar a que llegue la tan anhelada tarde en que Hernando de Jesús vuelva como dijeron cuando lo sacaron de su casa, son años de buscar la verdad, de batallar esta guerra de la impunidad, tiempo en el que Alejandra ha podido transformar el dolor en sonrisas, la angustia en esperanza, para poder aferrarse a la vida, para poder relatarle algún día a su hijo que a pesar de que el conflicto que vive este país tocó un día su puerta ella y su madre tuvieron la gallardía de no quedarse en el dolor y de salir adelante, pero sobre todo que han tenido la valentía de asumir los retos de su búsqueda, de mantener viva su memoria y de motivar a todas las víctimas de esta ciudad a que no permitan que la impunidad reine, motivarlas a caminar siempre en búsqueda de la verdad.

En memoria de Hernando de Jesús Balvín y Adonis Balvin  

11988217 779437332165104 6579104786006121815 n

 

Copyright © 2013 Corporación Jurídica Libertad. Todos los derechos reservados.- Diseño y programación Interservicios s.a.s